Search

Bienvenid@s a la Web Paseando a Miss Cultura. Web que nació el 15 de mayo de 2009 y que quizás muchos de vosotr@s la seguíais por Soycazadoradesombrasylibros. En el 2016 decidí cambiar el nombre, pero con la misma identidad, cariño y amor a la cultura.
En la web estamos la escritora Inés Diaz Arriero y servidora Miss_Cultura o María.
Nos guste o no...un libro,película,serie...lo tratamos con todo el respeto y educación. Somos conscientes de que detrás de ese proyecto y trabajo hay mucho esfuerzo, dedicación y tiempo detrás.
Larga vida a la Cultura.

Send me a hello :)

OPINIÓN DE PECKINPAH SUITE



TCM sigue apostando por la producción propia. En diciembre, cuando se cumplen 35 años de la muerte de Sam Peckinpah y 50 años del estreno de una de sus obras maestras, Grupo Salvaje, TCM estrenará el documental Peckinpah Suite. En él los espectadores tendrán la oportunidad de acercarse a la figura de este director a través de la mirada de su hija menor, Lupita Peckinpah.
Fruto de su matrimonio con la actriz mexicana Begoña Palacios, con la que se casó en dos ocasiones, Lupita era tan solo una niña cuando su padre falleció en 1984. Sin embargo, su figura ha estado siempre presente en su memoria.
En Peckinpah Suite, Lupita viaja por primera vez al hotel The Murray, en Livingston, Montana, el lugar en el que su padre vivió durante los últimos años de su vida. Allí comparte vivencias y recuerdos sobre un hombre que ha inspirado todo tipo de leyendas. Un genio del cine que, con cintas como Duelo en la alta sierra o La huida, entre otras, revolucionó el arte del montaje cinematográfico y la forma de rodar la violencia en pantalla; un director tempestuoso en los rodajes y también en sus relaciones personales pero que, bajo el personaje público, escondía otras facetas.



Peckinpah Suite es un documental como todos los que hace Tcm. Interesante, entrañable, original, didáctico, con una fotografía y banda sonora maravillosas y con una historia que me ha encantado conocer.
Sam Peckinpah es un director icónico, con películas de culto y conocidas en el mundo entero. Conocerlo de la mano de su hija Lupita y poder pasear por su último refugio e intentar entenderlo muy bien, ha sido todo un lujo.

Desconozco el motivo exacto, pero este documental me ha seducido desde el segundo uno, quizás sea la fotografía o la banda sonora o la historia en si.
Lupita Peckinpah es nuestra guía en un viaje hacia el pasado, a unos recuerdos que parecen que siguen intactos en su memoria y en la de los lugareños del lugar.
Una de las cosas que me llamaron la atención y se habló después con Lupita, el director y productor, era que habían querido retratar como unos estudiantes de cine de Montana sabían quien era Peckinpah y otras personas le conocían de oídas...como retratar las dos Américas de algún modo.

Otra de las cosas más maravillosas de Peckinpah Suite y que comentaba antes era la fotografía tan maravillosa y los planos tan increíbles que tiene este documental.
El paisaje de Livingstone enamora por si solo, por lo que el espectador se imagina a Sam allí, jugando al poker, mirando a la naturaleza, entre otras muchas cosas.

Esta producción nos muestra a Sam Peckinpah en algunas de las pocas entrevistas que dio a los medios de televisión y también nos introduce un poco en su "mala prensa" o como era visto por unos y por otros.
Me encantó un pensamiento que se dijo en la rueda de prensa posterior a la proyección de este documental ¿Y si Sam hubiese vivido ahora?
Pues creo que hubiese abierto su propia productora y habría sacado sus propios proyectos cinematográficos y seguiría estando o siendo uno de los mejores directores de cine de la historia.

Los pensamientos de Lupita se unen a las entrevistas con algunas personas de la zona, por lo que hace que todo en conjunto sea un documental narrado espléndidamente y lleno de matices que hacen que sea único.
Todos los amantes del séptimo arte deberían de ver esta producción original de Tcm, si o si. Hay varias escenas con fotografías, cartas y el testimonio en primera persona de Lupita que son entrañables y podremos conocer la figura de su padre un poco mejor que antes.

Creo que Sam Peckinpah era un gran genio y como tal, era un poco incomprendido y a él, no le gustaba seguir la corriente a todo el mundo o al resto de la humanidad y quería que sus proyectos fuesen suyos y no de miles de personas que le cortaban escenas o le mangoneaban como querían, era una persona inteligente y que este documental le vuelva a poner en el centro de atención es una gran alegría.
Recomendado al 100%

Comentarios