23 jul. 2019

ENTREVISTA A CATHERINE ROBERTS POR EL MECANISMO (LA CONTRABANDISTA DE ARTE Nº1)


 
Catherine Roberts, nacida en Elche en 1981, es profesora de secundaria y escritora publicada en papel en España, Chile y en el estado de Florida (EEUU).
Descendiente de familia de escritores, pintores, docentes y bailarines; su vocación por la escritura nace con ella. Comenzó a escribir poesía a los 7 años, tras leer a Bécquer; más tarde, comienza a escribir cuentos y relatos, ganando a los 16 años su primer premio de relato IES Victoria Kent, siendo seleccionado el relato ganador por un programa de radio local para su lectura a los oyentes.
Cursa estudios universitarios de Biología marina en la Universidad de Alicante. Pero es durante su estancia en Tours (Valle del Loira, Francia), gracias a una beca Erasmus, cuando comienza su primera novela: “El guardián de los secretos”, un thriller histórico de misterio y aventuras publicado en España en 2010 por Versátil ediciones que ha sido Top Amazon Acción y Aventuras y que ganó los siguientes premios:
“Premio mejor fragmento filosófico” Libros con alma.
“Mejor libro de Versátil ediciones 2010” por votación popular electrónica.
“Mención Pluma de oro” Blog de la escritora Lucía Arca (Planeta y Kiwi ediciones).
Esta publicación le abrió las puertas a colaboraciones en diversas antologías solidarias, a un ciclo de conferencias con Fnac y a puestos de entrevistadora fija en un programa literario de radio, blogs y en la revista literaria Romantica’s. En 2011 resulta ganadora del I Certamen de cuento ANUESCA y en 2012 de un Premio especial Xarxa news.
De aquella estancia Erasmus entre castillos franceses también adquiere la inspiración y documentación para escribir su segunda novela: “El despertar de Belle”, publicada en España y Chile bajo el seudónimo Catherine Roberts. Este año ha sido coordinadora de la antología solidaria “Broken hearts”, Babylon ediciones, 2015.
Actualmente, continúa trabajando como profesora y escritora y reside en Santa Pola junto a su marido y sus gatos.



Laird Blackwood, profesor en la universidad de Edimburgo y miembro del exclusivo Highland Club, tiene un encargo para Serena Santacruz, afamada contrabandista de arte y reliquias: conseguir un OOPART (artefacto fuera de su tiempo) que podría cambiar la historia. 
El problema es que Serena, tan implacable en sus misiones como torpe en las relaciones personales, topará con su talón de Aquiles: el hacker Mario Massini.
A pesar de la ayuda de su equipo, por primera vez, duda del éxito de la misión.
Mafia, subastas ilegales, un atractivo mecenas, arqueología... ¿Qué más sorpresas tiene el destino preparadas para ella?

- En “El guardián de los secretos” teníamos un antiquísimo tesoro que muchos querían destruir y otros proteger, la idea de “El mecanismo (La contrabandista de arte nº 1” ¿te vino en la novela “El guardián de los secretos” o mucho después?

Mucho después, porque está basado en un OOPART, un objeto real del que me habló mi marido hace un par de años y que despertó mi interés. El resto de la idea me vino haciendo buceo arqueológico en Cartagena. Era un sueño que yo tenía y, casualmente, mi monitora fue Carlota Pérez-Reverte, la hija de Pérez-Reverte. Fue una sorpresa increíble. Nos pusimos a hablar de arqueología submarina y se me disparó la imaginación. Vi clara la trama.

- Algunos de los escenarios que recorrerá Serena Santacruz serán Budapest, Edimburgo... ¿Tenías claro desde un principio los lugares donde transcurre la obra?

Todos menos el último, para el cual pedí ayuda por Facebook a los lectores. Pregunté por rincones mágicos del Mediterráneo, llenos de misterio, y me llegaron muchas sugerencias. Finalmente, puse la más votada. Casualmente, la conozco muy bien… He estado personalmente en todos los escenarios, pero justo con este último tuve una historia de amor.

- Al ser tu primera novela totalmente actual y no a dos tiempos ¿Te ha supuesto algún reto escribirla a un solo tiempo?

El único problema es que todo me surge de forma mucho más rápida, por tanto, es más corta que el resto. He echado un poquito de menos remontarme al pasado y hablar desde él. 

- Mario Massini, es un hacker y el Talón de Aquiles de la protagonista ¿Cómo se te ocurrió introducir este personaje tan del S.XXI en una novela que también parece clásica con materias como arqueología, historia? 

Como has dicho, es mi primera novela totalmente actual. Son ladrones y contrabandistas actuales y Serena necesita a un hacker, un mecenas, un artificiero y un experto en historia para realizar sus misiones y encontrar las reliquias que luego vende en el mercado negro. Pero las relaciones humanas entre ellos son una montaña rusa de emociones, como en cualquier equipo de trabajo que pasa por situaciones límite, cargadas de adrenalina.

- Si tuvieses en tu poder un artefacto que puede cambiar la historia ¿Qué harías con él? ¿Qué cambiarías?

Es difícil decidirlo. Trataría de evitar el horror de la Segunda Guerra Mundial, pero como comenzó por represalias de la Primera, tendría que remontarme al tratado de Versalles. Aunque, ¿cómo cambiaría eso el futuro, es decir, nuestro presente? Nunca se sabe si sería mejor o peor.

- Si te diesen la oportunidad de pertenecer a alguna sociedad secreta ¿A cuál te gustaría pertenecer? (puede ser inventada o no)

Me encanta esta pregunta. A los masones, posiblemente, aunque me estoy documentando sobre ellos porque salen en mi próxima novela (la segunda de la saga “La contrabandista de arte”) y no son tan interesantes como en las películas, no hacen orgías satánicas ni nada (decepción), pero siguen teniendo sus secretos y sus cosillas misteriosas.

De momento, pertenezco a la sociedad secreta de alimentadores de colonias felinas, y eso me hace sentir feliz y orgullosa. Los gatetes son mi ejército de la noche.

- Si quedases finalista o ganases el Premio Amazon literario de este año ¿Qué sería para ti?

El compañerismo que hay entre los concursantes y las opiniones que están llegando, ya son un premio, y no es una forma de hablar. Pero, si hay algo que me haría más ilusión que ganar, es que eligieran “El mecanismo” para hacer serie o película para Amazon Prime, porque tengo amigos que ruedan cortos e hice de extra en una película y ADORO el mundo del cine y las series. Es un nuevo premio que hay este año y me parece una gran oportunidad. Además, un pequeño director quiso hacer película de mi primera novela, "El guardián de los secretos"; llegó a hacer un precasting, consiguió algo de financiación y escenarios... y luego se echó atrás porque no sabía ni cómo empezar a rodar a la hora de la verdad (era su primer largo). Me dejó hecha polvo, así que ojalá algún día.


- ¿Quisieras añadir algo más a esta entrevista o decir algo a los  seguidores de la web?

Solo darte las gracias infinitas por tu espacio y tu interés y decirle a los seguidores de tu web que espero que se diviertan mucho con “El mecanismo” y descubran muchas cosas interesantes. Y, que, aunque es el principio de una saga, es una novela autoconclusiva y la pueden leer de forma independiente. Inicié una segunda parte porque algunos lectores cero me querían matar por cierta cosa (y los propios personajes me chillaban en la cabeza también)… pero tiene arreglo. “Al final todo acabará bien, si aún no ha acabado bien, es que aún no es el final”. 
22 jul. 2019

ENTREVISTA A HELENA SIVIANES POR MIENTRAS LLEGA EL AMANECER



Helena Sivianes nació un 18 de agosto de 1984, en Sevilla, España. Desde siempre ha sido una persona muy imaginativa y fantasiosa que cuando leía se imaginaba distintas maneras para que continuaran las historias.
Desde que a sus apenas catorce años cayó en sus manos la primera novela romántica no ha podido dejar de leerlas hasta que hace unos tres años decidió probar suerte compartiendo sus ideas con el mundo en la plataforma Wattpad. Tras las opiniones de lectores y compañeros de letras decidió dar el paso y acabó autopublicando en Amazon con una gran acogida y una multitud de comentarios positivos.
Desde que empezara su primera novela no ha dejado de escribir, teniendo más de una idea en su cajón desastre deseando poder darle la forma que se merece de donde salió esta novela en forma de reto personal.
Concilia su vida como escritora de novela romántica New Adult con su trabajo en una tienda de videojuegos y ser madre de dos niñas de siete y cinco años y por supuesto, su marido. Los pilares de su vida que le dan fuerzas para luchar por sus sueños e intentar cada día llegar a más personas con las historias que crea desde el corazón.


Han pasado ocho años desde que Jenna se quedara sola después de un terrible accidente de coche. Todo esto la ha empujado a llevar una vida donde su única preocupación ha sido divertirse y no permitir sentir cariño por nadie. Su tío Anthony, tras no conseguir que la actitud de Jenna cambie, acaba mandándola durante el verano a Dillon a un rancho en un rincón perdido de Montana, junto a una humilde familia que le enseñará que las cosas pasan por algo.
Allí conocerá Tyler, Tanner y Tommy, los hermanos Woods, pero solo uno de ellos conseguirá que se planteé su verdadera existencia, haciendo que sienta cosas que creía que había conseguido evitar.
En un pueblo tan pequeño es difícil ocultar lo que pasa tras las paredes de una casa, pero Tyler ha conseguido que nada de su pasado sea escuchado en el pueblo. Sus padres no son esas personas que todos creían. Tras ocho años, Jenna llega para mover su mundo y enseñarle que no todas las chicas son iguales y la ciudad no las diferencia de las de campo, ¿o tal vez sí?
Dos vidas llenas de oscuridad que esperan un amanecer que nunca llega.
Dos almas que se apagaron demasiado pronto.
Dos personas que dejaron de buscar el amanecer una vez que se acomodaron en su oscuridad.
Mientras busca el amanecer es una novela donde reirás, llorarás y aprenderás a que las cosas pasan por algún motivo que escapa a la razón.


- En “Mientras llega el amanecer” nos encontramos en un pueblo donde es difícil esconder lo que pasa ¿Te fue fácil o difícil elegir el estado de Montana como sitio donde dar vida a tu novela? ¿Cómo describirías el rancho Dillon? 

*La verdad es que me fue demasiado sencillo acomodarme a Dillon. Te puedo decir que me enamoré de él viendo un capítulo de CSI. Sin saber porque, me puse a investigar y tuve muy claro que mi siguiente novela tendría que ser allí.
Sobre el rancho, quien haya visto películas americanas le va a ser más fácil imaginárselo: una valla de madera que le da la bienvenida a un camino de tierra; rodeado de plantaciones, hasta que casi un kilómetro después llegas a la vivienda, pero si queréis saber más, os invito a leerla, ya que hay rincones en el rancho que tienen muchos secretos a descubrir.

- ¿Crees que en los lugares más insospechados conocemos a personas que nos ponen de nuevo en el camino? 

Por su puesto. No creo en el destino, pero si en las casualidades. Que cada uno debata como se puede traducir ese sentimiento. Pero no podemos rechazar las cosas que nos vienen, la casualidad de es algo maravilloso.  

- Tenemos a tres hermanos Tyler, Tanner y Tommy en “Mientras llega el amanecer” ¿qué les hace únicos y que les diferencia unos de otros?

Tyler, el protagonista de esta historia, es el hermano mayor. Quien ha llevado la carga de un pasado demasiado complicado para tres niños. Tanner es el mediano de los hermanos Woods, un alma libre, o eso es lo que quiere dar a entender a todos los que le rodean y por último, Tommy, quien va a ser el próximo protagonista de esta serie, en breve se sabrá el nombre; es un chico que siempre ha hecho lo que sus dos hermanos mayores, por lo que la evolución de los tres durante esta historia nos sorprenderá y nos hará enamorarnos de todos y cada uno de ellos.

- Meterte en la piel de Jenna (una persona que por las circunstancias no se permite tener ningún cariño por nadie) ¿Fue fácil o difícil ese viaje emocional con ella? ¿Qué has aprendido de ella?

Todos mis personajes tienen cosas de mi, por lo que nunca es fácil meterse en su piel, ya que se mueven muchos recuerdos. 
He aprendido mucho de ella, como evolucionar, como saber ver tanto las cosas buenas y malas de la vida, pero nunca es fácil el viaje emocional en el que un escritor se embarca con cada historia que escribe.

- Si pudieses ser un personaje de esta novela ¿Quién te gustaría ser? ¿Por qué?

Betsy, sin duda. Es esa mamá gallina que haría lo que fuera por todos y cada uno de sus polluelos. Betsy ha sido, hasta ahora, el personaje más emotivo que he creado.

- Como describiría a tu libro con: una fotografía, una canción y/o sonido y con un plato de comida.

Sería un amanecer en el que las estrellas aún iluminan el horizonte, mientras Issues, la versión de Aitana, suena de fondo y un súper plato de tortitas con mantequilla de cacahuetes hace que la mejor de las citas acabe con una enorme sonrisa en la cara.

- Si quedases finalista y/o ganadora del Premio Amazon ¿Qué sería para ti?

Sería un sueño, pero de los gordos, gordos. Es decir, un imposible y sobre todo viendo que las novelas románticas apenas tienen posibilidad, imagínate una New Adult, pero para mi ya he ganado con la cantidad de lectores/as que están enamorándose de los personajes que están en esta historia.
Para mi eso ya es una victoria.

- ¿Quisieras añadir algo a la entrevista o a los seguidores de la web?

Simplemente darte las gracias por dejarme explayarme de la manera que lo he hecho. Que invito a todos los seguidores que si quieren leer una novela fresca (que sea New Adult no significa que los que hemos pasado la mayoría de edad no podamos leerla), en la que reviviremos esos problemas que nos han hecho ser quienes somos y con los que nos damos cuenta de que seguimos siendo esos niños soñadores.
A ti, María, muchas gracias por contar conmigo en esta entrevista, para lo que necesites, sabes dónde encontrarme.
Un besazo enorme para todoxs!!!

ENTREVISTA A ARMAND ROVIRA POR LETTERS TO PAUL MORRISSEY



 Armand Rovira ingresa en 1998 en la escuela de cine de Barcelona (CECC). Tiene una brillante carrera en el cortometraje, con obras como "El bufón de Belzebú" (presente en Sitges en 1999), "La purificación excremental"(2003), protagonizado por Joaquim Jordá, y "¿Qué será de baby Grace?" (2009), con Álex Angulo. Entre 2006 y 2009 trabaja en la productora mallorquina Tresques Comunicació como realizador de televisión, y en la actualidad dirige el Máster universitario de montaje cinematográfico de la escuela Lens de Madrid. En 2017 su cortometraje "Hoissuru" (codirigido junto a Saida Benzal) consiguió el Premio Nuevas Visiones en Sitges. "Letters to Paul Morrissey" es su primer largometraje.

Sobre la película
Cinco cartas de amor a Paul Morrissey, cinco historias excéntricas y deslumbrantes. La ópera prima de Armand Rovira es una oda no solo a Paul Morrissey, sino también a los directores que asentaron el cine independiente americano. Un viaje epistolar que va desde el Valle de los Caídos a “El crepúsculo de los dioses”.

Uno de los debuts españoles más personales y transgresores de los últimos tiempos. Armand Rovira y Saida Benzal se lanzan a la tarea de filmar cartas para enviárselas a Paul Morrisey, director de ‘Trash’, ‘Flesh’ y ‘Heat’, colaborador de Warhol y representante de la Velvet Underground. Usando una cámara de 16mm (se dice que la misma que filmó el "Magical Mistery Tour" de los Beatles y antes perteneció a Cassavettes), reúne una serie de misivas desde distintas partes del mundo, y de personajes dispares, que tocan desde el existencialismo bergmaniano hasta la ciencia ficción al estilo de "La Jetée".


- Antes que nada agradecerte esta oportunidad de poder entrevistarte. A lo largo de “Letters to Paul Morrissey” vemos que las historias que unidas forman su película, están en distintos idiomas y los protagonistas de las mismas hablan en alemán, japones…y que aportan a la película musicalidad y en cada historia, un matiz distinto ¿Lo tenías pensado desde el principio?

No sabía desde el principío cuales iban a ser los idiomas, pero sí que sabía que mi película la iban a protagonizar personas de diferentes nacionalidades. He querido usar la figura de Paul Morrissey como una consciencia en la que los personajes confiesan sus principales problemas. Para resaltar eso y que el espectador entendiera a Paul como una consciencia universal no me cabía otra que pensar en personas diversas e idiomas diversos. Luego fue cuando concreté en un alemán, una japonesa, una americana, etc… 

- Otra de las cosas que llaman la atención de tu película es que esté rodada en blanco y negro, como si fuese a veces diapositivas y todas las historias conectadas entre si, parecen sacadas del pasado y puestas en el ahora. Me da nostalgia ver la película en este formato ¿Cómo se te ocurrió?

En el cine experimental nunca se ha dejado este formato completamente. Aunque el digital conviva con el analógico, en el cine independiente el 16mm continúa resistiendo. Yo siempre he rodado con película fotoquímica y se trata de continuar con las herramientas de las que dispongo: varias cámaras de 16mm y de Super 8mm. Curiosamente no tengo ninguna cámara digital en casa. Bueno, la del movil pero yo no la uso nunca. No sé ni como funciona. Es que yo pienso en imágenes que transporto a mi mundo y a mis proyectos y no voy por ahí todo el día haciendo fotos ni videos, que me parece muy lícito para el que le guste. No soy muy dado a captar la realidad al momento como Jonas Mekas sino en observar la vida y luego reconstruir esas imágenes mentalmente en las películas que quiero hacer. Prepararlo todo un poco más. Por eso estoy muy acostumbrado al cine en negativo. Con el fotoquímico uno piensa más las cosas. Le das más valor a la imagen y a lo que ruedas. El uso del blanco y negro también es por la facilidad de trabajar con él y poder revelar casi de una manera casera. Así eran las primeras películas de Andy Warhol y de Paul Morrissey. Aunque luego ya fueran en color y en 35mm . 

- Hay una pregunta que se me quedó en la mente y es de la primera historia y aunque en el resto de historias no se dice en voz alta, pero está latente esta cuestión y es: ¿ Cómo podemos vivir con tanta duda?
Ufff… esa es la gran cuestión. Salir a la calle y no entender nada, dudar de todo. Y a mí me sucede que cuantos más años pasan, menos entiendo las cosas. La vida… o la muerte. Quizás cuando somos pequeños y pensamos en ser mayores hay una pequeña esperanza en que uno va a saber la clave de la existencia al llegar a la madurez. Y súmale en que cuando uno piensa en el futuro lo hace de una manera idílica. Al llegar a la crisis de la mediana edad, los 40 (como el personaje y como yo mismo), es normal que aparezca esta gran duda. Los hay que se aferran a cosas tan extrañas como religiones bananeras o a energías inexplicables. Eso hace el personaje de Udo, claro. Yo soy mucho más escéptico pero me fascina aprender y observar las maravillas de las cosas paranormales o conocer modernas religiones con disparatadas teorías. Creo que si uno no entiende nada no debe encerrarse en sí mismo.  Más vale conocer o experimentar. Yo veo mucho más sano preguntar siempre que afirmar.  Los que afirman son los más peligrosos, como la mayoría de escrituras religiosas cristianas. Creo que “Letters to Paul Morrissey” lanza preguntas, eso espero. Hay un momento bastante apocalíptico al final de la primera historia que quizás parezca una afirmación pero eso es porque la misma consciencia (en forma de mujer rubia) le está planteando a Udo otra alternativa a sus teorías cristianas. Y lo hace al personaje, no al público. 

- ¿Por qué nos cuesta encontrar a una persona que nos quiera escuchar de verdad? (Es otra de las preguntas que se me vinieron a la mente recordando la última historia de “Letters to Paul Morrissey”.)

Bueno, hay pocas personas en la vida de uno que le escuchen de verdad. Ojalá te pudiera dar esa respuesta y saber por qué nos pasamos la vida buscando eso. Y es cierto que en la última historia con la chica japonesa se desarrolla ese tema, sí. Pero al final se escuchan por conveniencia. Las dos chicas se ayudan mutuamente para resolver sus propios problemas. Entonces es una especie de escucha idílica pero egoísta. Supongo que la mayoría de parejas son así. Hay una intención al principio de escuchar de verdad pero una vez asentada esa relación todo aquello se pierde por intereses propios. Quizás esa verdad en la escucha mutua se pueda encontrar más en las relaciones puras de amistad que en las de pareja. Es muy dificil saber la respuesta de esta cuestión.    

- Mallorca y Madrid son dos lugares donde rodaste la película ¿Qué aporto cada uno a Letters to Paul Morrissey? 

Mallorca aportó gran parte del equipo, el mar y la logística. Es un plató gigante donde tienes ciudad, mar y montaña. Yo estuve viviendo allí muchos años y le debo mucho a la isla. Pero aquello se acabó y continué mi vida y la película en Madrid. Ciudad que ha aportado la logística final, el montaje y localizaciones como el disparatado Valle de los Caídos o los hermosos parajes de la Sierra de Madrid. 
- Hay diversas redes sociales para “buscar al chico u chica perfecta” pero en tu historia, tú lo llevas a otro nivel ¿Cómo sería el mundo si pudieses encargar a tu persona ideal, moldearla a tu gusto, y tenerla durante el tiempo que quisieras? ¿Crees que buscamos la perfección y deberíamos de aprender a jugar con las imperfecciones, con lo que tenemos?

Yo lo llevo a otro nivel porque a día de hoy aún desconozco cómo funcionan las citas por internet. Supongo que por eso me inventé esa agencia de citas tan surreal donde te puedes fabricar tu amante ideal y tienes que ir a buscarlo a un sitio tan recóndito como una sala de karaoke. Y alquilas los días que quieres estar con él. Eso es lo que sucede en la película, claro. Es curioso, todo eso salió de mi cabeza porque desconocía las redes esas de ligar. Con esto del Tinder creía que alquilabas tu relación por días y que era pagando o algo así y luego tenías un plazo a ver si te funcionaba. Luego me dijeron que no, que era una aplicación gratuira donde solo tenías que quedar con la persona y ya está. Pero yo ya había inventado en mi cabeza un sistema que traspasé a la película. Allí al final se convirtió en una especie de agencia moderna donde fabricas a tu gusto a tu amante y decides los días que quieres estar con él. No sé cómo sería el mundo real si eso se pusiera de moda. Ni idea. Y sobre las imperfecciones estoy de acuerdo en que son necesarias para la personalidad de las personas. Yo no sé lo que busca la gente ni lo que busco yo pero creo que la gente se enamora de personalidades y no de un cyborg sin personalidad como en mi película. 

- La película es pura poesía y en cada historia hay varias frases que apuntar como es la de “la melancolía me provoca profunda desesperanza” ¿de dónde salen todos estos diálogos? ¿algunos salen de forma natural sin guión?

Los diálogos salen de la co-guionista Saida Benzal y de un servidor. Una vez estaban claras las tramas, Saida y yo nos pusimos trabajar esos diálogos existencialistas. No son diálogos realistas, están trabajados desde un lugar más poético que desde un lugar documental. Es el cine que más nos gusta, el que trabaja desde la ensoñación. 

- Las imágenes y algunas escenas en “Letters to Paul Morrissey” a veces me recuerdan a Dalí, a Kubrick e otros grandes directores clásicos ¿Te inspiraste en alguno? ¿Rodaste antes las imágenes con voz en off o en silencio que las escenas con diálogos? ¿Cómo fue el proceso de unión?

Claro, al final todas las referencias que uno tiene en la cabeza acaban saliendo en una creación. Aquí lo que pasa es que se mezcla el cine experimental con el cine clásico americano. Y los diálogos del cine poético del este o del norte de Europa. Coge ese batiburrillo, mueve la coctelera y te puede salir una peli como esta. Pero es algo inconsciente. Más que inspirarme en algún director concreto me he inspirado en los temas universales que le preocupaban a Dreyer, Bergman, Tarkovski y como no a Kubrick. La voz en off de cada personaje estaba escrita antes del rodaje y luego se modificó algunas frases en montaje para mejorar el interés narrativo. 

- Si esta película fuese: una canción, una fotografía y un sonido ¿Cuáles serían? ¿por qué?

Es una película tan peculiar y tan singular que no se puede aplicar a otra cosa que no sea la misma película. 


-Fotografías cedidas por el director.
21 jul. 2019

ENTREVISTA A MARIEL RUGGIERI POR MUÑEQUITA MÍA



Mariel Ruggieri irrumpió en el mundo de las letras de forma abrupta y sorprendente. Lectora precoz y escritora tardía, en 2010 publicó su primer libro, Crónicas ováricas, una recopilación en tono humorístico de relatos relacionados con las mujeres y su sexualidad. Su primera novela, Por esa boca, nació como un experimento de blog que poco a poco fue captando el interés de lectoras del género romántico erótico, transformándose en un éxito al difundirse en forma casi viral por las redes sociales. Fue publicada en papel en la República Argentina en mayo de 2013. En enero de 2014 lanzó su primer título con Esencia, Entrégate, una novela casi autobiográfica y también su proyecto más amado.
Enraizados sus orígenes en el viejo continente, la sangre italiana que corre por las venas de la autora toma protagonismo en la pasión que imprime en las escenas más candentes, que hacen las delicias de los lectores del género. Actualmente reside en Montevideo junto a su esposo y su hijo, y trabaja en una institución financiera.
Otros títulos de la autora: Morir por esa boca (Zafiro, 2014), La fiera (Zafiro, 2014), Atrévete (Esencia, 2015), La Tentación (2015), Tatuada en mi alma (2015), Paulina, cuerpo y alma (2015), Corazones en la arena (2015), Todo por esa boca (2015), El Granizo (2016), Nada prohibido (2016), Cuidarte el alma (2017), Tres Online (2017), Descalzos en la nada (2017) y Macho Alfa (2018).


- Describe a tu novela “Muñequita mía” en un palabra, una canción y un color.

Vicio es la palabra, “Contradicción” de Malú es la canción, y el color… Rojo. Rojo sangre.

- ¿Crees que para superar tus miedos es necesario mirarles o hacerles  frente? ¿Por qué crees que nos da miedo contar la verdad de algo que pudiese cambiarlo todo y preferimos callarnos? 

Creo que no todos nuestros temores ameritan hacerles frente. Algunos de ellos mantienen a salvo nuestro aparato psíquico y nos habilitan a ser funcionales. Ahora, hay otros miedos que nos paralizan, y aun así es muy doloroso reconocerlos y enfrentarlos. Por eso nos mentimos haciendo mil malabarismos para seguir barriendo bajo la alfombra para mantener a raya lo que nos hace daño, pero tarde o temprano algo nos recuerda que siguen allí y que hay que superarlos para disfrutar de lo que la vida tiene destinado para nosotros. De lo bueno que no nos llega por esa barrera que los miedos erigen, y de lo malo también, porque no hay cambio sin una cuota de sufrimiento, sobre todo cuando esos temores que estamos intentando vencer estuvieron muy arraigados dentro de nosotros.
En la novela Rafael le teme a las adicciones, y ve a Marcela como un potencial vicio que tarde o temprano lo hará caer. Y ella, aun conociendo perfectamente el origen de sus traumas, tiene miedo a enfrentar la sanación de una manera constructiva, así que lo que hace es mitigar el dolor dañando a otros de forma compulsiva.

- En esta novela tenemos a Marcela Urioste y a Rafael Duarte ¿Tenías claro desde un principio quienes iban a ser los protagonistas? ¿Cuál de los dos empezó siendo de una forma o en tu mente le dibujaste de cierta manera, y terminó siendo muy distinto de lo que quisieras?

Lo que más claro tengo en mis novelas son los personajes. Primero los personajes, y luego la historia proviene de lo que ellos me cuentan. Vagamente tenía idea de tocar algún tema relacionado al BDSM, pero básicamente lo que hago es perfilar a los personajes y luego escuchar qué tienen ellos para contarme. Y de esa forma nacen todas mis historias. En este caso, ella es una aeromoza joven y bonita, que parece no haber roto un plato en su vida. Nadie sospecharía que alguna que otra nariz se ha cargado de un puñetazo, o ha hecho papilla la dignidad de alguien de forma virtual. Y él es un ex portero devenido en chofer de Uber arrastrado por sus vicios, que ha perdido su dinero, su familia y hasta su dignidad. Tienen como común denominador que el dinero ha sido el causante de sus desdichas de una forma u otra, y el conocerse lo que hace es despertarlos de una especie de letargo en que todo les daba igual, y ponerse a luchar por su felicidad.

- ¿Qué tiene “Muñequita mía” que no tiene el resto de tus novelas? ¿Te has enfrentado a algún desafío nuevo con ella?

Bueno, sí. Cuando elegí el FinDom como el eje de la historia de Marcela, me encontré con que no sería tan fácil documentarme como en anteriores novelas. No terminaba de comprender cómo se desarrollaban este tipo de relaciones así que mi investigación me llevó a interrogar dóminas y esclavos, que fueron bastante reservados con la información. Las dóminas te ven como competencia, y los esclavos obedecen sus órdenes, así que no avanzaba en nada. Y ahí me di cuenta de que solo podría entenderlo cabalmente si lo experimentaba. 
Es por eso que me convertí en una Dómina Financiera real. Guiándome por el viejo y mentado sistema de ensayo y error, lo que hice fue montar un trampero, conseguí mis propios esclavos y logré introducirme por completo en ese mundo tan extraño para muchos. Guardé cada uno de los diálogos y los utilicé luego en la novela. También gané un poco de dinero, pero nunca llegué a disfrutar de jugar con la mente de mis circunstanciales sumisos. A pesar de ser relaciones consensuadas, siempre me sentí en falta, así que cuando tuve toda la información que necesitaba, dejé de practicarlo.
Eso sí, recopilé la información y creé un dossier con capturas de pantalla de los chats, de los tributos, de las fotos y alguna que otra cosita, y se los obsequié a las lectoras que compraron la novela (salvaguardando la identidad de los involucrados, por supuesto, porque algunas veces se olvidaban de mantener el anonimato y enviaban el dinero a través de su cuenta Paypal real…)

- Los escenarios de tus novelas también siempre son maravillosos, como por ejemplo en tu novela “Atrévete” o en “El granizo” ¿Nos volverás a deslumbrar con un nuevo escenario? 

Espero que sí. En la reedición de mi novela Tres Online (septiembre 2019, Zafiro de Planeta) volveré a los escenarios reales (Barcelona, México, Marruecos), porque en estas últimas novelas (Macho Alfa y Muñequita Mía) me he centrado más en la historia que en los escenarios. De hecho ambas transcurren en lugares ficticios.

- ¿Si fueses finalista y/o resultases ganadora del Premio Amazon ¿Qué sería para ti? ¿Cómo te sentirías viendo tu novela en la pequeña o gran pantalla?

No me veo finalista con esta novela; es demasiado morbosa para que sea considerada para el premio. Sin embargo, sería ideal para una producción audiovisual, porque si hay algo que vende en ese rubro son las intrigas y el morbo. Y esta historia tiene ambos.

- ¿Para quién no te conozca y quiera saber más de ti y tus novelas? ¿Por qué historia debería empezar?

Muchos autores recomiendan empezar por el principio. En mi caso no es así… Mi primera novela, “Por esa boca” (que se terminó convirtiendo en una trilogía) es la que menos me gusta y por la cual no quisiera que me conocieran. Más sexo que trama es la tónica de esa serie. Sin embargo, creo haber mejorado en las siguientes (llevo 20 ya). Recomiendo expresamente de las ya publicadas Entrégate, Cuidarte el alma, El Granizo y Macho Alfa. Y de las próximas, no se pierdan Tres Online. No les digo nada más, solo espero que las lean y luego me escriban a través de las redes o al mail sds2609@gmail.com para comentarme qué les parecieron.


- ¿Quisieras añadir algo más a la entrevista o decir algo a los seguidores de la web?

Quiero usar este espacio para darles las gracias a todos. A ti por la entrevista, a los lectores que apoyan cada uno de mis proyectos comprando, y además se toman el trabajo de comentar en Amazon y recomendarme en sus grupos, y a los nuevos lectores que se van sumando. Gracias, porque sin ustedes no tendría sentido el escribir, porque nunca la historia tendrá más brillo que el que tiene en mi imaginación. Si resigno un poco de ese brillo para volcarla en el papel, es para compartirla con los lectores. Y vale la pena hacerlo, claro que lo vale… :)
19 jul. 2019

OPINIÓN DE LA BELLA DURMIENTE DEL BALLET DE SAN PETERSBURGO


El Ballet Clásico de St. Petersburgo, compañía fundada por el solista principal de Mariinskiy Ballet Andrey Batalov, nos presenta este verano en el Teatro EDP Gran Vía: La Bella Durmiente.



He tenido una oportunidad única de poner ver en escena a uno de los ballets clásicos más importantes del mundo con su espectáculo "La bella durmiente".
La bella durmiente es un cuento de hadas-ballet estructurado en un prólogo y tres actos, que fue encargado por el director de los Teatros Imperiales Ivan Vsevolozhsky en 1888 y se estrenó en 1890. La música fue compuesta por Piotr Ilich Chaikovski, que completó la partitura en 1889. 

Nada más abrirse el telón te quedas anonadada por la puesta en escena, la escenografía es tan bonita que no dejarás de mirar todos los detalles que lo componen, el vestuario es precioso, además que habrá varios cambios del mismo , por lo que vas mirando intrigada e ilusionada a los laterales del escenario, por donde saldrá la compañía de ballet, para observar que cada vez, sus cuidados trajes son más espectaculares, mas cuidados y con más magia.

La música compuesta por Piotr Ilich Chaikovski, está llena de viveza, alegría, con un tono desenfadado, menos cuando aparece "la mala" de la obra, porque en todo cuento, siempre hay una "mala" y la obra, no va a ser menos, entonces se vuelve un poco oscura la melodía, para retomar minutos después su brillo.
Hablando del Ballet de San Petersburgo, y entrando un poco más en detalle, la ejecución de los movimientos, los saltos tan geniales que hacen, que parecen incluso que son una pluma y están volando, son maravillosos y dignos de ver.

Algo que me gustó mucho, es la unión de técnicas de ballet junto a técnicas de teatro, las facciones a la hora de expresar miedo, alegría o al ponerse en la piel de "el gato con botas" u otros cuentos de hadas, son fascinantes.
La bella durmiente es un ballet que aconsejo a todo el mundo, incluso a los más pequeños de la casa, para que tomen contacto con esta disciplina, ya que se lo pasarán muy bien y el escuchar sus aplausos, sus ohh y sus risas, es algo genial.
Se me pasó volando el tiempo y como espectadora me sentí parte de este cuento de hadas.