Search

Bienvenid@s a la Web Paseando a Miss Cultura. Web que nació el 15 de mayo de 2009 y que quizás muchos de vosotr@s la seguíais por Soycazadoradesombrasylibros. En el 2016 decidí cambiar el nombre, pero con la misma identidad, cariño y amor a la cultura.
En la web estamos la escritora Inés Diaz Arriero y servidora Miss_Cultura o María.
Nos guste o no...un libro,película,serie...lo tratamos con todo el respeto y educación. Somos conscientes de que detrás de ese proyecto y trabajo hay mucho esfuerzo, dedicación y tiempo detrás.

Send me a hello :)

ENTREVISTA A MARIEL RUGGIERI POR MUÑEQUITA MÍA



Mariel Ruggieri irrumpió en el mundo de las letras de forma abrupta y sorprendente. Lectora precoz y escritora tardía, en 2010 publicó su primer libro, Crónicas ováricas, una recopilación en tono humorístico de relatos relacionados con las mujeres y su sexualidad. Su primera novela, Por esa boca, nació como un experimento de blog que poco a poco fue captando el interés de lectoras del género romántico erótico, transformándose en un éxito al difundirse en forma casi viral por las redes sociales. Fue publicada en papel en la República Argentina en mayo de 2013. En enero de 2014 lanzó su primer título con Esencia, Entrégate, una novela casi autobiográfica y también su proyecto más amado.
Enraizados sus orígenes en el viejo continente, la sangre italiana que corre por las venas de la autora toma protagonismo en la pasión que imprime en las escenas más candentes, que hacen las delicias de los lectores del género. Actualmente reside en Montevideo junto a su esposo y su hijo, y trabaja en una institución financiera.
Otros títulos de la autora: Morir por esa boca (Zafiro, 2014), La fiera (Zafiro, 2014), Atrévete (Esencia, 2015), La Tentación (2015), Tatuada en mi alma (2015), Paulina, cuerpo y alma (2015), Corazones en la arena (2015), Todo por esa boca (2015), El Granizo (2016), Nada prohibido (2016), Cuidarte el alma (2017), Tres Online (2017), Descalzos en la nada (2017) y Macho Alfa (2018).


- Describe a tu novela “Muñequita mía” en un palabra, una canción y un color.

Vicio es la palabra, “Contradicción” de Malú es la canción, y el color… Rojo. Rojo sangre.

- ¿Crees que para superar tus miedos es necesario mirarles o hacerles  frente? ¿Por qué crees que nos da miedo contar la verdad de algo que pudiese cambiarlo todo y preferimos callarnos? 

Creo que no todos nuestros temores ameritan hacerles frente. Algunos de ellos mantienen a salvo nuestro aparato psíquico y nos habilitan a ser funcionales. Ahora, hay otros miedos que nos paralizan, y aun así es muy doloroso reconocerlos y enfrentarlos. Por eso nos mentimos haciendo mil malabarismos para seguir barriendo bajo la alfombra para mantener a raya lo que nos hace daño, pero tarde o temprano algo nos recuerda que siguen allí y que hay que superarlos para disfrutar de lo que la vida tiene destinado para nosotros. De lo bueno que no nos llega por esa barrera que los miedos erigen, y de lo malo también, porque no hay cambio sin una cuota de sufrimiento, sobre todo cuando esos temores que estamos intentando vencer estuvieron muy arraigados dentro de nosotros.
En la novela Rafael le teme a las adicciones, y ve a Marcela como un potencial vicio que tarde o temprano lo hará caer. Y ella, aun conociendo perfectamente el origen de sus traumas, tiene miedo a enfrentar la sanación de una manera constructiva, así que lo que hace es mitigar el dolor dañando a otros de forma compulsiva.

- En esta novela tenemos a Marcela Urioste y a Rafael Duarte ¿Tenías claro desde un principio quienes iban a ser los protagonistas? ¿Cuál de los dos empezó siendo de una forma o en tu mente le dibujaste de cierta manera, y terminó siendo muy distinto de lo que quisieras?

Lo que más claro tengo en mis novelas son los personajes. Primero los personajes, y luego la historia proviene de lo que ellos me cuentan. Vagamente tenía idea de tocar algún tema relacionado al BDSM, pero básicamente lo que hago es perfilar a los personajes y luego escuchar qué tienen ellos para contarme. Y de esa forma nacen todas mis historias. En este caso, ella es una aeromoza joven y bonita, que parece no haber roto un plato en su vida. Nadie sospecharía que alguna que otra nariz se ha cargado de un puñetazo, o ha hecho papilla la dignidad de alguien de forma virtual. Y él es un ex portero devenido en chofer de Uber arrastrado por sus vicios, que ha perdido su dinero, su familia y hasta su dignidad. Tienen como común denominador que el dinero ha sido el causante de sus desdichas de una forma u otra, y el conocerse lo que hace es despertarlos de una especie de letargo en que todo les daba igual, y ponerse a luchar por su felicidad.

- ¿Qué tiene “Muñequita mía” que no tiene el resto de tus novelas? ¿Te has enfrentado a algún desafío nuevo con ella?

Bueno, sí. Cuando elegí el FinDom como el eje de la historia de Marcela, me encontré con que no sería tan fácil documentarme como en anteriores novelas. No terminaba de comprender cómo se desarrollaban este tipo de relaciones así que mi investigación me llevó a interrogar dóminas y esclavos, que fueron bastante reservados con la información. Las dóminas te ven como competencia, y los esclavos obedecen sus órdenes, así que no avanzaba en nada. Y ahí me di cuenta de que solo podría entenderlo cabalmente si lo experimentaba. 
Es por eso que me convertí en una Dómina Financiera real. Guiándome por el viejo y mentado sistema de ensayo y error, lo que hice fue montar un trampero, conseguí mis propios esclavos y logré introducirme por completo en ese mundo tan extraño para muchos. Guardé cada uno de los diálogos y los utilicé luego en la novela. También gané un poco de dinero, pero nunca llegué a disfrutar de jugar con la mente de mis circunstanciales sumisos. A pesar de ser relaciones consensuadas, siempre me sentí en falta, así que cuando tuve toda la información que necesitaba, dejé de practicarlo.
Eso sí, recopilé la información y creé un dossier con capturas de pantalla de los chats, de los tributos, de las fotos y alguna que otra cosita, y se los obsequié a las lectoras que compraron la novela (salvaguardando la identidad de los involucrados, por supuesto, porque algunas veces se olvidaban de mantener el anonimato y enviaban el dinero a través de su cuenta Paypal real…)

- Los escenarios de tus novelas también siempre son maravillosos, como por ejemplo en tu novela “Atrévete” o en “El granizo” ¿Nos volverás a deslumbrar con un nuevo escenario? 

Espero que sí. En la reedición de mi novela Tres Online (septiembre 2019, Zafiro de Planeta) volveré a los escenarios reales (Barcelona, México, Marruecos), porque en estas últimas novelas (Macho Alfa y Muñequita Mía) me he centrado más en la historia que en los escenarios. De hecho ambas transcurren en lugares ficticios.

- ¿Si fueses finalista y/o resultases ganadora del Premio Amazon ¿Qué sería para ti? ¿Cómo te sentirías viendo tu novela en la pequeña o gran pantalla?

No me veo finalista con esta novela; es demasiado morbosa para que sea considerada para el premio. Sin embargo, sería ideal para una producción audiovisual, porque si hay algo que vende en ese rubro son las intrigas y el morbo. Y esta historia tiene ambos.

- ¿Para quién no te conozca y quiera saber más de ti y tus novelas? ¿Por qué historia debería empezar?

Muchos autores recomiendan empezar por el principio. En mi caso no es así… Mi primera novela, “Por esa boca” (que se terminó convirtiendo en una trilogía) es la que menos me gusta y por la cual no quisiera que me conocieran. Más sexo que trama es la tónica de esa serie. Sin embargo, creo haber mejorado en las siguientes (llevo 20 ya). Recomiendo expresamente de las ya publicadas Entrégate, Cuidarte el alma, El Granizo y Macho Alfa. Y de las próximas, no se pierdan Tres Online. No les digo nada más, solo espero que las lean y luego me escriban a través de las redes o al mail sds2609@gmail.com para comentarme qué les parecieron.


- ¿Quisieras añadir algo más a la entrevista o decir algo a los seguidores de la web?

Quiero usar este espacio para darles las gracias a todos. A ti por la entrevista, a los lectores que apoyan cada uno de mis proyectos comprando, y además se toman el trabajo de comentar en Amazon y recomendarme en sus grupos, y a los nuevos lectores que se van sumando. Gracias, porque sin ustedes no tendría sentido el escribir, porque nunca la historia tendrá más brillo que el que tiene en mi imaginación. Si resigno un poco de ese brillo para volcarla en el papel, es para compartirla con los lectores. Y vale la pena hacerlo, claro que lo vale… :)

Comentarios