El director de cine independiente Ham Cheon-soo llega de un viaje a la ciudad de Suwon, supuestamente para promocionar su última película. Él aprovecha este pequeño viaje para conocer más de la localidad, entre otras cosas visitar el palacio del pueblo, así, una noche cuando se dispone a salir a cenar, se encuentra con Yoon Hee-jeong, una joven pintora local con ganas de hablar, cenar, conocer? Ambos entablan una estrecha relación esa noche, pero las cosas comienzan a cambiar cuando ella le plantea una pregunta de difícil respuesta. Ya nada será igual.

-ESTRENO HOY- 







Esta película es toda una sorpresa, Ahora sí, antes no nos muestra en primer lugar una historia sencilla, tierna.
Dos personas que se encuentran por casualidad, los dos vienen del mundo del arte, una pintora y un director de cine reconocido y famoso ¿De que hablaran? ¿Y si digo lo primero que se me viene a la mente y luego me arrepiento?
Un dulce paseo que ocurrirá en un solo día y en donde una palabra o una decisión podrá cambiar muchas cosas.
La segunda historia es la misma, solo que variando muchos factores, como si los errores cometidos anteriormente se pudiesen solventar con ese simple gesto o esa verdad que se calló el día anterior.

Podría decirse que es como el día de la marmota pero en una trama más sencilla pero más elegante, con más sentido del humor y también con solo dos personajes como eje central.
Me encanta que haya elegido el director como personajes a un director de cine y a una pintora, porque pensamos que pueden ver la vida con una visión casi parecida, pero al final te das cuenta que Ham Cheon-soo lo mira a través de la cámara y que  Yoon Hee-jeong en la mirada o en la forma de ver la vida no tiene ninguna lente ni nada por el estilo.

No es la primera película surcoreana que veo, pero tampoco es que haya visto demasiado cine de este país para poderos decir si hay elementos que ha introducido el directo y que son identifícativos de este cine...etc
Es muy original, entre tanto cine en donde los efectos especiales y el vestuario predomina por encima de la trama, en Ahora sí, antes no los personajes están tan bien perfilados y la trama tan bien elaborada que no echarás de menos nada "artificial" y te quedarás con Yoon Hee-jeong y con Ham Cheon-soo.

Ahora sí, antes no está narrada una parte por el personaje femenino y otra parte por el masculino, así podemos descubrir realmente como son este director y esta pintora.
Aunque se tocan diversos temas en diversos lugares, mi escena favorita y un sitio concreto es cuando se le pone contra las cuerdas a Ham Cheon-soo y como reacciona la primera y la segunda vez.
Una pequeña joya que aparentemente parece sencilla pero que esconde mucho más en las dos horas que dura.
La recomiendo a todo el mundo, además, es bueno poder sumergirnos en cine de otros lugares de vez en cuando así poder hablar con conocimiento.


-Agradecimientos a la distribuidora

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario :)

Instagram