La Europa turbulenta de los años treinta y cuarenta del siglo XX es el escenario de las andanzas de Lorenzo Falcó, ex contrabandista de armas, espía sin escrúpulos, agente de los servicios de inteligencia. Durante el otoño de 1936, mientras la frontera entre amigos y enemigos se reduce a una línea imprecisa y peligrosa, Falcó recibe el encargo de infiltrarse en una difícil misión que podría cambiar el curso de la historia de España. Un hombre y dos mujeres -los hermanos Montero y Eva Rengel- serán sus compañeros de aventura y tal vez sus víctimas, en un tiempo en el que la vida se escribe a golpe de traiciones y nada es lo que parece.









Hardcover296 pages(Expected publication: October 19th 2016 by Alfaguara 

De todos modos, no os voy a contar spoilers ni a adelantar nada, solamente contaros mis impresiones.
Fui una de las privilegiadas en poder leer lo nuevo de Arturo Pérez-Reverte antes que nadie, una novela que seguro no va a dejar indiferente a nadie, ¿el motivo? Lorenzo Falcó, un personaje tan encantador como letal, una figura que va a seducir al lector, pero que en las primeras hojas nos va a dejar un tanto indiferente, será conforme avancen las páginas cuando le veamos con otros ojos y le entendamos mejor.

Un personaje que es un mercenario, una novela tan descriptiva que eres capaz de oír respirar al protagonista, es algo que me gusta de la pluma de este autor, se nota que es muy detallista y con esta novela lo es, un poco más que en otras.
La guerra civil como telón de fondo, una época difícil que aún, hoy en nuestros días, está levanta ampollas por un lado u por otro.
En un paisaje como fue la España dividida, Falcó, tiene una misión, pero en una guerra siempre hay infiltrados, hay rencillas, hay traiciones...Pero sobre todo, tenemos un personaje con garra, del que al final de la novela, le habréis cogido cariño, y querréis leer más cosas de él.

Este libro, es una lección de historia , tenemos hechos y personajes reales, pero tenemos a Falcó que es un personaje ficticio, dentro de una realidad. Y es aquí, donde  Arturo Pérez-Reverte hace magia y, todo lo que nos habían dicho de que un lado eran malos y otros buenos, o viceversa, según quien cuenta la historia, se atreve y seguramente fuese así, a decirnos que en un bando había gente buena y en otro también, y en otro bando había gente mala y en otro también.
Una novela oscura, y digo que es oscura, porque en el 90% de las acciones, suceden en la noche y, porque no decirlo, la trama también es del color de la noche.

Una novela con toque incierto en el sentido de que conforme la lees, no sabes a donde te va a llevar, sabes que Falcó, tiene una misión, pero desconoces si será un éxito o no.
No solo me quiero centrar en el protagonista, porque su "superior" que es un gallego, me ha encantado, por su mala leche (por no decir otra cosa) porque con él, sabemos si sube o baja y porque, hay alguna historia que Arturo Pérez-Reverte,  se guarda para otra aventura.

Podríamos decir que es una novela de aventuras, o un thriller, o de espías, pero no la etiquetaría, así como tampoco podría etiquetar a Falcó.
Me lo pasé muy bien leyéndola, también me sorprendió gratamente, el tono utilizado para una época tan agitada como esta.
Cierras el libro, y tienes la sensación de saber solo la superficie de Falcó y de algún que otro secundario que en alguna parte cogen la batuta.
También tengo la sensación de que  Arturo Pérez-Reverte en una novela con muchas capas, nos ha dado solo una pincelada de lo que está por venir.

De nuevo me acerco a la pluma de Arturo Pérez-Reverte y lo hago para conocer a un personaje que sin ser periodista y sin llevar pluma, parece que lo es.
La disfruté de principio a fin, aunque en las primeras 30 páginas me desconcertó un poco, luego cogí el turbo y me la terminé de leer en cuatro horas, porque quieres saber si  Arturo Pérez-Reverte, cuenta la historia de la trama que no os voy a decir, fiel a la historia de verdad, o la noveliza.
Os la recomiendo.



Publicar un comentario

Gracias por tu comentario :)