- Antes que nada, muchas gracias por concederme esta entrevista para conocer algo más de tu libro “Querido Word” y de ti.
Gracias a ti :)

- ¿Por qué un Word y no un blog u otra manera de contar la historía?

Porque Word es un documento privado, íntimo. Es un archivo que es para ti y que sabes que nadie más va a leer lo que escribes. Es especial porque permite que cuentes todo lo que te pasa por la cabeza sin la presión de que nadie lo vaya a juzgar después.

- ¿Eres de microsoft o de apple?

Cada uno tiene funcionalidades distintas. Microsoft funciona muy bien para temas técnicos y programas que en Apple no funcionan. Mientras que los equipos Apple son más potentes para el tema creativo, el diseño y las audiovisuales. Yo personalmente llevo ya cinco años con mi Macbook y estoy encantada, aunque todo depende de para qué use una persona el ordenador, tablet y smartphone.

- ¿Te gusta el trabajo en equipo o individual?

Me gusta el trabajo en equipo cuando conozco a las personas con las que trabajo, cuando hay cierta confianza y buen rollo y todos los miembros están comprometidos en la misma medida con el proyecto, siempre va a haber ciertos roces pero el resultado en general, será bueno. Si el equipo está formado por personas poco comprometidas o desagradables, prefiero el trabajo individual, aunque supongo que como todo el mundo, porque el resultado en estos casos suele ser nefasto y las horas de trabajo se vuelven tóxicas.

- ¿Por qué crees que a veces la belleza se esconde tras cosas que no dejan que la gente te vea realmente como eres?

Prejuzgar es más fácil y más cómodo y se nos ha enseñado a ello desde que somos pequeños a base de estereotipos (rubia-tonta, gordo-feliz, gafotas-friki, guapa-creída, feo-marginado…. Y demás cosas que parecen muy inocentes pero que han hecho mucho daño). Prejuzgar es un atajo. El cerebro humano tiene que tomar tantas decisiones inconscientes al día que analizar a una persona más en profundidad normalmente no renta. El problema es que así nos perdemos muchas cosas.
También vivimos en un mundo consumista en el cual el marketing fomenta mucho la idealización de la felicidad, la belleza, lo deseable: ser guapo, guay, rubio, estar moreno, ser famoso, alto, delgado y demás adjetivos que nos han hecho desear para vendernos productos que muchas veces no necesitamos… Todo eso hace que confundamos lo que el mundo consumista quiere que deseemos con lo que realmente nosotros deseamos.
Todo el mundo quiere tener al lado a la persona perfecta: guapa, encantadora, con un buen trabajo, que mole, que sea delgada (o musculosa), pero nadie está dispuesto a adelgazar ni a ser más encantador ni a trabajar más. Creo que vivimos en un mundo incoherente.

- ¿Alguna vez te ha pasado de que te presentasen a alguien y ni te mirase o te diese la mano? ¿Ante una situación así, como se debería proceder?

Sí, en alguna consulta médica, hay médicos que están tan quemados y cansados de trabajar que ni nos miran a los estudiantes (lo cual puedo entender a veces, están hasta arriba).
Creo que cuando una persona no se esfuerza ni por ser educada lo mejor es no juzgar y guardar silencio. Nunca sabes la historia personal de quien te está ignorando y tal vez nos lo tomemos como algo personal cuando realmente está pasando por un mal momento o ha tenido una mala infancia. Lo mejor es nadar y guardar la ropa, a no ser que te falten al respeto que ya habrá que defenderse de la manera correspondiente.



- ¿Por qué juzgamos antes de realmente conocer a la persona de verdad?

Creo que lo que nos desagrada de otras personas es una parte de nosotros mismos que nos negamos a aceptar la mayoría de las ocasiones. Juzgar es un modo de defenderse emocionalmente. Por ejemplo, si yo no me siento a gusto con mi cuerpo y veo a una chica que tiene buen tipo automáticamente mi cerebro empezará a decir: seguro que se mata de hambre, será anoréxica, me cae mal, se lo tendrá muy creído…

El ser humano hoy por hoy se apresura mucho a opinar cuando en realidad lo que deberíamos hacer todos es informarnos y esperar a conocer a las personas, con su lado bueno y su lado malo antes de opinar. Creo que la empatía es muy importante y la estamos perdiendo.

Por ejemplo, en la novela, Kate llama a la prima de Simon: “la zorra”. La está juzgando porque tiene miedo de que se lleve a su novio al huerto.
En realidad, casi todos juzgamos día a día a las personas sin conocerlas, pero es una forma que tiene nuestro cerebro de completar la información que nos falta (como una cámara de Iphone con zoom digital, este zoom lo que hace es que para aumentar la imagen, la rellena con píxeles vacíos e inexistentes que son falsos, luego esa imagen no te aporta información, sólo la estás viendo más grande pero también más difusa).

- ¿Qué aplicación de móvil personalmente crees que aún no se ha inventado y si fueses te gustaría crear?

Una aplicación de alimentación por ejemplo. Una que permita fotografíar cualquier envase de alimentos y te diga si lleva: glutamato, aspartamo y grasas trans.
Lo sé, es muy friki jajaja. No se me ocurría nada mejor.
En general algo que promueva la alimentación sana y no tanto la de contar calorías. Que sumar y restar sabemos todos.

- ¿Existe ese hombre que se deje llevar por el interior de una chica y no por su exterior?

En general creo que existen las personas que se dejan llevar por el interior de otras personas. Yo conozco personas así y seguro que todos también. No sólo como pareja, esta clase de personas se rodean de amigos y familiares con los que conectan a nivel personal sin importar el físico. El físico es un vehículo nada más, una carcasa y hay mucha gente que lo intuye y le resta importancia. Eso sí, es importante tenerlo sano.
Me emocionan mucho las parejas de ancianos que aún pasean juntos de la mano, si se hubiesen atraído sólo y únicamente por el físico, ya estarían separados porque el cuerpo envejece, caduca, se aja y se enferma. Lo que une a las personas es el alma, no las tetas.

- Desde que todo el mundo esta “tecnologicamente conectado” ¿Crees que cada vez se habla menos “cara a cara”?

Sí. De hecho somos extrañas las personas que dejamos de lado las redes sociales y el WhatsApp o que incluso llegamos a utilizarlos por obligación para nuestros respectivos trabajos. La tecnología fomenta que la gente se conozca y tiene muchas cosas buenas, compartes fotos, la información vuela, te puedes comunicar más fácilmente con tu familia y amigos. Pero la parte mala es que también proliferan las relaciones superficiales basadas en “megustas” y comentarios que no llevan a ninguna parte, se acaba confundiendo la amistad real con la virtual y son muy muy distintas.

- ¿La forma más extraña que te han dicho para ligar?

Bésame el bíceps.
Ahí lo dejo.

- ¿Qué te gustaba de “El mentalista”?

Simon Baker je je.
Me gusta la parte paranormal del asunto llevada con naturalidad. Me parece un contraste gracioso.

- ¿Cómo definirías a “Querido Word” con un adjetivo,sentimiento y canción?

Adjetivo: desigual.
Sentimiento: curiosidad.
Canción: Heroes de Mans Zemerlow


- ¿Quisieras añadir algo más a la entrevista o decir algo a los seguidores de la web?

Darte las gracias por la oportunidad que nos has dado a Kate y a mí y a los seguidores de la web también les agradezco que se hayan tomado unos minutos para echarle un vistazo a esta entrevista, espero que les haya parecido interesante.



-Agradecimientos a la escritora

1 comentario

  1. Hola!
    Pues muchas gracias por la entrevista, María :)

    ¡Un abrazo! ^^

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario :)

Instagram